Pescador Desaparecido En Córdoba Se Presentó Cuando Lo Lloraban En Su Velorio.


Como la canción vallenata, que narra la macondiana muerte de Abel Antonio, quien después de 5 noches de velorio apareció vivo en pleno velorio.

A Andrés Antonio Vargas Banquett, un pescador de 40 años, lo dieron por ahogado, pero estaba vivo. Alcanzaron a llorarlo y a hacerle velorio por una noche, ya que desde su desaparición el sábado de gloria en la tarde no se tenían noticias de él.

El hombre, de 40 años, acostumbra a hacer faenas de pesca en la quebrada de Uré, donde desapareció. Como pasaron las horas lo dieron por muerto y hasta la Defensa Civil del municipio de San José de Uré, sur de Córdoba, empezó una búsqueda sin éxito.

Sin embargo, Vargas Banquett cuando menos lo esperaban apareció vivo. La explicación que dio fue que se escondió de un grupo de hombres por temor a que le hicieran algo.

Los familiares de Andrés afirmaron que éste se encontraba pescando con atarraya desde el pasado sábado de Semana Santa y no regresó a su hogar por lo cual creen que pudo haber sido arrastrado por la corriente.

El insólito suceso se regó de boca en boca. En las calles no daban crédito a la versión como traída de una novela macondiana. Solo fue creíble cuando el pescador fue visto y enseguida le acomodaron el remoquete de “el muerto vivo de Uré”.

Fuente: La Flecha